lunes, 23 de marzo de 2015

¿Cómo era tu vida antes de ser mamá?

Llevo varios días haciéndome esa pregunta, ¿cómo era mi vida antes de ser mamá?, seguro que muchas os habéis hecho esa reflexión en alguno de los pocos momentos libres del día que ser madre os deja... pero, ¿qué le diríais a vuestro "antiguo yo" antes de ser mamá?


Pues eso, como reflexión personal, Oli no fue un niño buscado, ni esperado, fue... una sorpresa. Siempre pensé que con todo lo que me había preocupado por no quedarme embarazada cuando era "joven" seguro que cuando quisiese tener descendencia me iba a costar... ¡error! debe ser que como no se le esperaba por eso decidió llegar.
Pasado el shock inicial y después de asimilar mi nueva condición de futura mamá el resto del embarazo ha estado lleno de altibajos emocionales. Y los primeros meses de Oli han sido complicados, por eso a veces me cuesta pensar en como era mi vida antes... Eso sí, creo que  mi vida era más triste, y me explico... la maternidad no es de color de rosa, es bastante durilla, vives preocupada, cada día por una cosa, estará bien, no duerme, estará comiendo lo suficiente..... y un largo etc. Pero como todo, tiene sus cosas  buenas y maravillosas, la sensación de no volver a estar sola nunca, tener que luchar y seguir adelante por una personita,querer verle crecer, alegrarte por cada cosa nueva que hace...
A mi yo antiguo le diría que dejase de preocuparse por ir al gimnasio, por el peso, en general que dejase de preocuparse por las cosas que no importan. Le diría que no tuviese miedo porque el que dirán, los comentarios y las malas lenguas son insignificantes al lado de lo más maravilloso del mundo, Oli. Le diría que todo pasa, que detrás de los nubarrones está el sol y que la gente que no entiende determinadas decisiones en la vida quizá no se merezca estar a tu lado.... y le diría que son muchas las cosas que vas a dejar de lado, quizás más de las que imaginas, pero que al final todo merecerá la pena

No hay comentarios:

Publicar un comentario