lunes, 27 de abril de 2015

Exantema en bebés, ¿qué es?

Pues nada, después de un pequeño respiro volvemos a la realidad. Cuando comencé mis mini vacaciones Oli se puso "malito". Todos los bebés tienen la piel muy sensible como ya sabréis. Normalmente en cuanto algo le raspa un poco le salen pequeños granitos, pero el otro día la #buenaabuela se dio cuenta de que Oli tenía más granitos de lo normal. Sin preocuparnos le estuvimos observando esa tarde y al día siguiente, le dimos un baño de agua "fría" pero nada los granitos no se iban.


No habíamos introducido nuevos alimentos, ni habíamos estado en contacto con nada extraño, ni habíamos estrenado ropa nueva... pero el bebé tenía una especie de sarpullido por todo el cuerpo (cara, cuello, tripa, espalda, piernas, pies...)

Así que acabamos en el médico...diagnóstico EXANTEMA...

El exantema vírico o la roseola infantil es una enfermedad producida por un virus que se manifiesta principalmente como una erupción rosacea en la piel. Es una enfermedad de carácter leve provocada por un tipo de virus del herpes humano que provoca fiebre y erupciones similares a las del sarampión y la rubeola.
Por lo general afecta a niños en edades comprendidas entre los cuatro meses y los dos años. A partir de esta edad, la mayoría de los menores son inmunes a la patología.
Hay que vigilar que la fiebre no suba por encima de los 38º. Si esto no ocurre...tranquilos, el bebé estará molesto, pero "la sangre no llegará al río".
El exantema no se considera una enfermedad grave, por lo que no suele tratarse a los niños con antivíricos. Si los pequeños se irritan debido a los síntomas, pueden ser tratados con ibuprofeno o paracetamol, siempre por recomendación médica. 

Truco: para descartar que no es nada grave si cogéis una de las manchitas... y la estiráis con los dedos tiende a desaparecer y volverse blanca, cuando soltáis vuelve la manchita roja.


martes, 7 de abril de 2015

Hoy os hablamos de nuestra experiencia con las papillas Blevit, del laboratorio Ordesa

¿En qué nos fijamos a la hora de elegir  una papilla de cereales para nuestros hijos? Calidad, precio, sabor... Hoy os hablamos de nuestra experiencia con las papillas Blevit, del laboratorio Ordesa.

Las que seguís el blog sabéis que con Oli ya hemos empezado la alimentación complementaria. Por recomendación de la pediatra hasta los 6 meses no hemos introducido ningún alimento, hemos llevado una lactancia mixta con leche materna y sin proteína de leche de vaca por la  intolerancia de Oli a esta que ya os comenté en otro post.
Pero el bebé se hace mayor y hay que empezar a comer. Así pues comenzamos añadiendo al biberón de por la mañana un cacito de Blevit Plus sin gluten, progresivamente hemos ido añadiendo hasta poder introducirle la variedad de 8 cereales con gluten. En casa pertenecemos al Club de Padres de Ordesa, os lo recomiendo porque os mandan muestras para que probeis en casa, así que nos animamos a participar en su sello de calidad de la nueva gama de papillas, Blevit plus Duplo 8 cereales con miel y frutas (variedad con gluten), Duplo 8 cereales con natillas (variedad con gluten) y Blevit Trocitos cereales y copos de maíz (a partir de 1 año).


Indicar que nos animamos a utilizar Blevit a parte de por la calidad de la marca porque en este caso las papillas no contienen trazas de leche, muy importante para los niños con intolerancias a las proteínas de la leche.

Antes de dar mi opinión sobre las papillas hago varios apuntes:

Aunque Blevit Duplo se puede utilizar a partir de los 6 meses hay muchos pediatras que no recomiendan la introducción de la miel, entiendo que en cualquier modo, hasta pasado el año, por eso si seguís estas recomendaciones la papilla de miel y frutas no la podéis consumir. Como nota os digo que es una opción muy buena para cambiar por el puré de frutas de por la tarde si al bebé le cuesta tomarlo, o para alternarlo con este. Nosotros es lo que estamos haciendo, alternar y se lo añadimos al "bibe" de leche.


También explicar que hacia los 12 meses los niños comienzan a desarrollar la capacidad de masticar trocitos más o menos blandos, pero este paso no siempre resulta fácil, Por eso las papillas Blevit plus trocitos resultan una excelente opción para desayunar o merendar para que el niño acepte nuevas texturas.



Pasamos a valorar el aroma y el sabor. Hace tiempo leí que el olor de las papillas estaba especialmente diseñado para "encandilar" a las mamás, y deciros que Blevit en este sentido siempre me enamora. Todas las papillas huelen "que alimentan" y sobre todo la de 8 cereales con natillas. Todas tienen un sabor extraordinario que gusta tanto al peque como a mí.
Textura, tanto la de 8 cereales con natillas como la de miel con frutas son ideales tanto para ofrecérselas al "peque" en biberón como para hacerlo con más consistencia en papilla. De fácil preparación con agitar o remover un poco es suficiente para tenerlas listas. Evidentemente Blevit con trocitos es más consistente y está pensada para dar con cuchara, pero precisamente esta textura como os he comentado ayuda a los niños a aprender.
Comodidad del formato, se distribuye en dos bolsitas individuales para preservar en perfectas condiciones los cereales.
Y por último valoramos positivamente su fórmula completa por la gran cantidad de nutrientes, lactobacilos, hierro y calcio, necesarios para el bebé. Además, importante, no contiene azúcares añadidos.